¿No tienes tiempo?

Aprendizaciones 20160520

Tomamos prestada la siguiente anécdota del libro “Día a día” de Osho (Editorial EDAF, 2007. ISBN: 84-414-1132-8):

Tres viajeros llegaron a Roma. Fueron a ver al Papa, quien le preguntó al primero: “¿Cuánto tiempo te vas a quedar?”. El hombre respondió que tres meses. El Papa dijo: “Entonces podrás ver bastante de Roma”. En respuesta al tiempo que iba a quedarse el segundo viajero, repuso que sólo podía permanecer seis semanas. El Papa comentó: “Entonces podrás ver más que el primero”. El tercer viajero anunció que únicamente podría quedarse dos semanas en Roma, a lo que el Papa indicó: “Eres afortunado, porque serás capaz de ver todo”.

Con frecuencia sucede que creemos que tenemos suficiente tiempo y dejamos de apreciar las cosas que son verdaderamente esenciales. Esa ilusión también nos lleva a creer que podemos postergar las cosas que son importantes.

Imagina que sólo te quedara un día de vida, 24 horas:

  • ¿Qué harías?
  • ¿Asistirías a esa reunión a la que te acaban de convocar?
  • ¿Seguirías haciendo esas cosas que son importantes pero no urgentes?
  • ¿Cuántas de las cosas que están en tu agenda de hoy dejarías de hacer?
  • ¿A quiénes llamarías para conversar un poco?
  • ¿Qué harías diferente hoy?

Recuerda esto: ¡ya es tiempo de dejar de postergar las cosas que son verdaderamente esenciales!

No te conviertas en esclavo de tu smartphone…

 

Se supone que compraste tu smartphone para que te ayudara a completar ciertas tareas. También se supone que te contrataron en tu empresa para que generes unos resultados específicos.

Siempre debes recordar que la efectividad, la eficiencia y la productividad son conceptos sumamente importantes para las personas que te contrataron.

No le prestes demasiada atención a tu smartphone; no tienes que estar disponible para los demás las 24 horas del día.

Por encima de todo, debes prestar atención porque el mundo es mucho más grande que tu smartphone y debes aprender a diferenciar entre las cosas que son urgentes y las que son importantes…

Nota: este post está basado en “When your phone uses you” de Seth Godin.

Competencias para la efectividad

La efectividad no se mide en términos de lo que se hace, sino en términos de lo que se produce. Pero entonces ¿qué se necesita para lograr resultados?, ¿qué se necesita para ser efectivo?

La efectividad está relacionada con el logro de resultados; eres más efectivo cuando alcanzas la mayor cantidad de objetivos que se te hayan establecido.

Leemos el artículo “Nueve competencias para la efectividad” de Raúl Uribe y creemos importante compartir tales competencias:

  1. Construir confianza. Competencia para dar cumplimiento al principio de probidad administrativa, observando una conducta funcionaria intachable y un desempeño honesto, con prioridad del interés general, gestionando los conflictos de intereses   de acuerdo con la legalidad vigente. Se expresa a través del cumplimiento de las normas y procedimientos con un sentido de lealtad institucional. Esta competencia refuerza los aspectos de probidad y transparencia, construyendo espacios de confianza a partir de la sinceridad, competencia y responsabilidad en los compromisos suscritos.
  2. Lograr resultados y capacidades, equilibrados. Competencia para lograr resultados, desarrollar, promover e implementar soluciones, orientadas a mejorar y agilizar los sistemas de trabajo, facilitando el logro de los objetivos dentro de su contexto laboral. Esta competencia se traduce en la creación o mejora de capacidades para generar resultados, en las herramientas, procesos y/o productos relacionados con su área.
  3. Hacer compromisos y elecciones responsables. Competencia para asumir nuevos desafíos y tomar responsabilidades de manera autónoma, hacer decisiones con criterio propio en su área de influencia, identificando obstáculos y nuevas oportunidades para optimizar la gestión del área de trabajo, proponiendo y creando alternativas de solución. Esta competencia da cuenta de la proactividad, como respuesta reflexiva e iniciativa responsable.
  4. Cultivar visión personal de futuro. Competencia para lograr la internalización de los valores, principios y objetivos de la organización, integrando la visión y misión de la Institución dentro de su actividad. Capacidad para implementar una visión a mediano y largo plazo, anticipando escenarios futuros, que puedan afectar a su área de gestión y/o a la organización, generando estrategias que permitan adelantarse y prepararse para enfrentarlos.Tener un propósito claro de acción centrado en el servicio, una finalidad explícita en la concepción mental, que permita contribuir efectivamente a los cambios, con las actividades personales dentro de sus roles de desempeño.
  5. Lograr organización laboral y personal. Competencia para desarrollar el trabajo dentro de un marco caracterizado por altos estándares de calidad. Demostrar interés e iniciativa por incorporar mejoras al trabajo. Capacidad de organizar y planificar el tiempo y recursos disponibles para conseguir sus objetivos y desarrollar sus actividades dentro de los plazos establecidos y con la calidad esperada. Implica fijar objetivos, orientarse a los resultados, priorizar las actividades importantes y urgentes y desarrollar sus funciones de acuerdo a un plan y metodología preestablecida. Enfrentar escenarios altamente demandantes y realizar actividades bajo presión, poniendo en juego estrategias basadas en buenas prácticas que permitan dar respuestas efectivas. Esta competencia busca la eficiencia en la organización del trabajo, priorizando lo importante por encima de lo urgente, para el éxito sostenido en el logro de los objetivos planteados.
  6. Privilegiar acuerdos ganar-ganar. Competencia para lograr acuerdos ganar-ganar a través de la aplicación de múltiples estrategias de negociación, comprendiendo las motivaciones de las partes y validando al otro distinto en sus intereses.  Exponer en forma sincera sus ideas, en forma sistemática y convincente, persuadiendo a sus interlocutores y/o aceptando sus consideraciones para lograr los objetivos propuestos, con miras a un beneficio mutuo y de la organización. Esta competencia permite negociación efectiva y acuerdos sostenibles en el tiempo.
  7. Lograr comunicación empática. Competencia para desempeñar las tareas con un enfoque de cliente interno y externo. Implica trabajar con una visión de cadena de valor, donde sus actividades impactan los resultados de otras áreas, de sus usuarios y proveedores, tanto internos como externos. Capacidad de entregar y recibir información fidedigna, asertiva y oportuna, transmitiendo ideas de manera convincente con un lenguaje claro y fluido, logrando con ello influir en los demás para lograr su compromiso con la misión y objetivos de la organización. Capacidad de actuar asertivamente y de identificar las situaciones que puedan afectar las relaciones interpersonales o el logro de los objetivos, identificando los distintos puntos de vista y mejores alternativas de solución. Esta competencia permite atender los requerimientos de sus clientes de manera empática.
  8. Construir redes y sinergia. Competencia para participar activamente en el logro de metas comunes. Implica cooperación, distinguiendo los roles y tareas de cada uno de los integrantes del equipo, así como su aporte de valor para el logro de los objetivos definidos, a través de la sinergia resultante del trabajo en colaboración. Esta competencia nos permite la sinergia, en el trabajo de equipo y la construcción de terceras alternativas, que integren la diversidad de los aportes y potenciar los esfuerzos individuales. La construcción de redes es una prioridad para potenciar resultados, compartir  conocimientos y buenas prácticas, así como soluciones innovadoras.
  9. Renovarse y aprender continuamente. Adecuar las actividades y prioridades, en función de los cambios buscados del entorno, identificando las nuevas demandas, las condiciones facilitadoras y necesidades de nuevos recursos para mejorar continuamente. Es la adopción de nuevas competencias, en los planos físico, mental, emocional y espiritual, para disponer en una mirada abierta a los nuevos paradigmas, herramientas adecuadas y modelos útiles a los desafíos evolutivos crecientes de efectividad. Estar vigentes y aptos para revisar nuestras competencias en una actitud de renovación.

Empléate nos invita a tomar su curso online “Competencias para la efectividad” en el que se develan las competencias necesarias para lograr ser altamente efectivos a nivel personal y profesional.

¿Estás realmente presente?

Muchos gerentes se preocupan por las personas que dejan de asistir a sus puestos de trabajo. Tal preocupación es válida porque podría tener un serio impacto en la productividad global de la organización. Sin embargo, yo creo que deberíamos preocuparnos menos por esa situación y ocuparnos más por aquellos que asisten a la empresa pero que realmente no están presentes en la empresa.

Es muy probable que veamos a varios de nuestros colaboradores asistiendo con regularidad a la empresa pero en quienes notamos que su mente está ocupada en cosas que están fuera de la empresa. En estos casos deberíamos intervenir más allá de las acciones disciplinarias que lucen como primera solución; deberíamos investigar qué es lo que le preocupa a esos colaboradores y explorar formas en las que podríamos ayudarles a bajar su nivel de ansiedad. La solución no es despedir a esas personas; la solución pasa por reconocer que sus preocupaciones son válidas y para lograrlo debemos ser muy empáticos.

Tenemos que reconocer que el liderazgo no se trata solo de autoridad; también se trata de interesarnos en los problemas de nuestros colaboradores.

Preguntas para reflexión:

  • ¿Qué tan empáticos somos?
  • ¿Ya desarrollamos la habilidad para reconocer que nuestros colaboradores tienen preocupaciones que les están afectando en su desempeño laboral?
  • ¿Hemos desarrollado un nivel de confiabilidad tal como para que nuestros colaboradores nos cuenten sus preocupaciones?
  • ¿Qué tenemos que hacer para encontrar soluciones a los problemas de nuestros colaboradores?

Todos tenemos tiempo… ¡No hay excusas!

Hagamos lo que hagamos, todos tenemos la misma cantidad de tiempo para hacer lo que tenemos que y debemos hacer; ¿estás haciendo lo necesario para sacar el máximo provecho posible a cada minuto de tu existencia?

aprendizaciones-20160825

Productividad: un reto para los Community Managers

Sé visionario, Mira hacia el futuro desde donde la mayoría de la gente se queda anclada al pasado. Y no tengas miedo de romper tus rutinas. Replantéate constantemente tus métodos de trabajo. Pregúntate siempre: ¿Cómo podría mejorar mi productividad? ¿Cómo podría trabajar más de prisa? ¿Cómo podría conseguir que mis clientes estuvieran más satisfechos? Robin Sharma

Es innegable que para alcanzar un excelente desempeño en cualquier oficio y/o profesión debemos saber qué es la productividad y cuáles son los factores críticos de éxito. Para un Community Manager es esencial saber cómo mejorar su productividad de forma que pueda tener suficiente tiempo para dedicarlo al descanso y la recreación (y hasta para la re-creación)

Según Wikipedia, podemos definir productividad como “la relación entre la cantidad de productos obtenida por un sistema productivo y los recursos utilizados para obtener dicha producción. También puede ser definida como la relación entre los resultados y el tiempo utilizado para obtenerlos: cuanto menor sea el tiempo que lleve obtener el resultado deseado, más productivo es el sistema. En realidad la productividad debe ser definida como el indicador de eficiencia que relaciona la cantidad de recursos utilizados con la cantidad de producción obtenida.”

Hace varios años tuve la oportunidad de dar clases en la Universidad Santa María (Caracas, Venezuela) y conocí a varios docentes de altísima calidad. Entre ellos, estaba el Profesor Enrique Mijares quien me habló de su particular concepto de productividad: “es la disminución del desperdicio en el valor agregado de la producción”. Este concepto no es muy fácil de digerir pero si lo analizamos con detenimiento nos damos cuenta que el Profesor Mijares tiene mucha razón y su concepto tiene total aplicación para lo que hace un Community Manager (igual que en otros oficios y/o profesiones) porque buena parte de lo que hacemos tiene que ver con agregar valor a las marcas que manejamos. Pero en ese proceso de agregar valor, se generan desperdicios (interrupciones, trivialidades, ajetreo inútil, algunas llamadas, algunos correos que recibimos, actualizar nuestro estado en Facebook, revisar las fotos de nuestros contactos en Instagram, leer nuestro TL en Twitter, entre muchos otros). ¿En dónde está la clave para mejorar nuestra productividad? En la reducción de ese desperdicio. Importante: NO se puede puede eliminar el desperdicio pero sí podemos reducirlo a su más mínima expresión.

Si trabajas en una oficina (afortunadamente, yo trabajo en mi casa desde hace mucho tiempo), una clave está en salir temprano de tu oficina. Comparto una imagen que acabo de ver en Facebook que explica bastante bien el por qué debemos salir temprano de la oficina:

Productividad

Como dice el punto 5 de esta imagen, no estudiamos y luchamos en la vida para ser máquinas. Nuestras familias y nuestros amigos también nos necesitan y nosotros los necesitamos a ellos. No tiene sentido “sacrificarse” por ninguna empresa. Al final, si haces un excelente trabajo nunca van a poner una estatua tuya en la entrada de la empresa (lo siento si creías que eso era posible)

En este punto quiero plantear un par de preguntas: ¿qué podrías hacer (que no estés haciendo ahora) pero que si lo hicieras regularmente, representaría una tremenda diferencia en tu desempeño profesional? ¿Qué produciría resultados similares en tu vida personal?

Mientras piensas en las respuestas, vamos a revisar la “Matriz de la Administración del Tiempo” de Stephen R. Covey:

Matriz Covey

Esta Matriz es una de las mejores herramientas para entender cómo manejamos nuestro tiempo y cómo mejorar nuestro desempeño (personal y profesional). Comparto algunas consideraciones sobre esta “Matriz de la Administración del Tiempo”:

  • Las “urgencias” son actividades que requieren atención inmediata.
  • Las cosas “importantes” son cosas que agregan valor a nuestra misión, que nos ayudan a lograr objetivos.
  • Muchas cosas importantes que contribuyen a alcanzar nuestros objetivos generales, y dan plenitud y significado a nuestra vida no tienden a presionarnos. Al no ser “urgentes” debemos considerarlas y actuar sobre ellas.
  • El Cuadrante I representa lo que es “urgente” e “importante”. Necesitamos pasar tiempo en este cuadrante, que es donde nos desenvolvemos, donde producimos, donde aplicamos nuestra experiencia y juicio para responder a muchas necesidades y desafíos. Si lo pasamos por alto, nos enterramos en vida. Pero también es preciso advertir que muchas actividades importantes se vuelven urgentes debido a que las postergamos más allá de lo necesario o a que las prevemos y planificamos de forma insuficiente.
  • El Cuadrante II incluye actividades que son “importantes, pero no urgentes”. Es el Cuadrante de la Calidad, donde planificamos a largo plazo, anticipamos y prevemos problemas, otorgamos poder a los demás, ampliamos nuestra mente e incrementamos nuestras habilidades mediante la lectura y el continuo desarrollo profesional, visualizamos el modo de ayudar a nuestros hijos en sus problemas, nos preparamos para reuniones y presentaciones importantes o invertimos en relaciones al escuchar de forma atenta y sincera. Al incrementar el tiempo que pasamos en este cuadrante, crece nuestra capacidad para ejecutar; si pasamos por alto este cuadrante, nutrimos y ampliamos el Cuadrante I. Planificar, prepararse y prevenir impiden que muchas cosas se vuelvan urgentes. El Cuadrante II no actúa sobre nosotros; somos nosotros quienes debemos actuar sobre él. Se trata del cuadrante del Liderazgo Personal.
  • El Cuadrante III es casi el fantasma del Cuadrante I. Incluye las cosas que son “urgentes, pero no importantes”. Es el cuadrante del engaño. El “ruido” de la urgencia crea una importancia ficticia. En realidad pasamos mucho tiempo en el Cuadrante III para satisfacer las prioridades y expectativas de los demás, aunque supongamos que estamos en el Cuadrante I.
  • El Cuadrante IV incluye las actividades que “no son urgentes ni importantes”. Es el cuadrante de la pérdida de tiempo. Después de sufrir los ajetreos y contrariedades que deparan los Cuadrantes I y III, a menudo “nos escapamos” al Cuadrante IV para sobrevivir. Este cuadrante no representa supervivencia sino deterioro.
  • Reflexione sobre su última semana de trabajo: ¿Dónde diría que pasó la mayor parte de su tiempo? ¿Qué cosas importantes no recibieron su tiempo y atención?

Si respondiste a las preguntas: ¿qué podrías hacer (que no estés haciendo ahora) pero que si lo hicieras regularmente, representaría una tremenda diferencia en tu desempeño profesional? ¿Qué produciría resultados similares en tu vida personal?, te darás cuenta que esas respuestas caen en el Cuadrante II de la Matriz de la Administración del Tiempo.

Si quieres saber qué puedes hacer para mejorar tu productividad como Community Manager, te recomiendo que leas (y asumas) estos cuatro postulados de Stephen R. Covey:

  1. Vivir
  2. Amar
  3. Aprender
  4. Dejar un legado

Una “moraleja”: el mundo es mucho más grande que Twitter + Facebook + Instagram + Pinterest + Google+  y otras redes sociales.

Otra “moraleja”: tu producción depende de que mantengas “bien aceitada” tu “capacidad de producción”. Debes dedicarle tiempo a leer, aprender, conversar con otras personas, escuchar buena música, atreverte a probar comidas diferentes de las que siempre comes, etc.

Les dejo un par de frases de Stephen R. Covey:

Nuestro corazón y nuestra mente, como todo lo viviente, necesitan alimento. La comida de ayer no saciará el hambre de hoy. Es el aporte diario lo que proporciona energía y salud.

 

La lucha se desencadena cuando percibimos una brecha entre el reloj y la brújula, cuando lo que hacemos no contribuye a lo que es más importante en nuestras vidas.

 

P.D.: Por supuesto que uso varias herramientas para mejorar mi productividad (Evernote, Google Calendar, Google Alerts, Karmacracy, HootSuite, SocialBro, entre muchas otras) pero esas herramientas no sirven de nada si no tienes claridad sobre qué es lo que quieres lograr.

Seminario: Negocios en Internet y Empresa Segura

Aprender a identificar oportunidades para desarrollar un modelo de negocio digital exitoso y confiable será el objetivo de este evento, en el que compartirán tribuna, entre otros, Carlos Jiménez (Tendencias Digitales), Rafael Núñez (Hacker Ético y CleanPerception), Ángel Méndez, (Mercadolibre.com), Gustavo Reyes (Wayra Venezuela) y Judith Gil (IDC Venezuela), así como protagonistas de exitosas experiencias de e-commerce.

Aviso media Pag. NEGOCIOS_prev2

Cadena Capriles, prensa.- El Comercio Electrónico en América Latina tiene una tasa de crecimiento superior al 30% interanual, por ello eventos como el Seminario Negocios en Internet y Empresa Segura, representan una oportunidad para que las empresas, independientemente de su tamaño y actividad económica, desarrollen modelos de negocios exitosos y con altos estándares de seguridad.

Hacer un negocio en Internet permite ampliar mercados, captar clientes y mejorar la productividad, a la vez que implica un desafío en materia de prevención y protección de los recursos tecnológicos involucrados: Hardware, Software, Datos y Conectividad.

El cómo afrontar tales retos informáticos de manera efectiva será lo que los expertos en negocios digitales y seguridad expondrán durante el Seminario Negocios en Internet y Empresa Segura, a realizarse el 20 de marzo en el Auditorio de la Cadena Capriles, bajo la organización del grupo editor y NegocioPyme.

El temario del evento, en etapa de preventa hasta el próximo 15 de febrero, está estructurado en dos bloques, uno matutino, que brindará una radiografía del sector: potencialidades de los negocios digitales en la red (Carlos Jiménez, Presidente de Tendencias Digitales), expansión del e-commerce seguro (Ángel Méndez. Gerente de MarketPlace MercadoLibre.com), las soluciones móviles vigentes, la aceleración de nuevos emprendimientos en Internet (Gustavo Reyes, Director de Wayra Venezuela), y las estrategias y protocolos de la seguridad informática (Rafael Núñez, Hacker Ético Internacional, Director de CleanPerception).

Mientras, el bloque vespertino estará enfocado en las mejores prácticas de empresas digitales seguras. Una oportunidad de conocer por la voz de sus protagonistas, las experiencias de organizaciones como Symantec y ESET, entre otras. La sesión cerrará con un panel de casos de éxito y efectividad, moderado por el Hacker Ético, Rafael Nuñéz, en el que participarán modelos exitosos como Soymaratonista.com, acompañados de la Presidenta de IDC Venezuela, Judith Gil, y el Presidente de Cavecom-e y de RadarSystems, Richard Ujueta.

El Seminario Negocios en Internet y Empresa Segura, a realizarse el 20 de marzo y promovido por Cadena Capriles y NegocioPyme, cerrará con un brindis orientado a promover las redes de negocio y el “networking” entre empresas, expertos invitados y público participante, quienes además recibirán un certificado de asistencia.

El evento cuenta con el patrocinio de empresas como Serytel, Symantec, Tedexis, Monitoreo Digital, ESET, Radar Systems, Mercadolibre.com, entre otros y los aliados Kic y BIC.

Esta actividad, de gran utilidad para emprendedores, Pyme, corporaciones, Organizaciones No Gubernamentales, Universidades y sector público, se llevará a cabo en el Auditorio de la Cadena Capriles, final avenida Rómulo Gallegos con Calle 4 de La Urbina en Caracas y donde contarán con servicio de Valet Parking para estacionamiento.

Más información sobre Pre-venta vigente hasta el 15 de febrero, inscripciones y tarifas para estudiantes, aliados y público en general a través del call center: 212–525 9494. También por los e-mails vortiz@cadena-capriles.com / cgomez@cadena-capriles.com y www.negociopyme.com.ve

Twitter:

@cadenacapriles

@ClavePyME

Hashtag: #PyMESegura.

 

Contacto prensa:

Claudia Furiati / Claudia Ortega

prensaforum.media@gmail.com

@forummedia